Hábitos saludables durante el embarazo

,

El embarazo provoca una serie de cambios orgánicos y de conducta que pueden repercutir en la cavidad bucal provocando un mayor riesgo de caries y de enfermedad de las encías.

Por ello, cuando la mujer confirma su embarazo, debería visitar a su odontólogo para que le realice un examen completo y los tratamientos preventivos que necesite.

embarazo y cuidado dentalEl período gestacional es oportuno para que la madre se comprometa con su salud bucal. Durante el embarazo, muchos signos y síntomas nuevos aparecen, como la intensa salivación debido a una hiperactividad de las glándulas salivales de causa aún desconocida. Durante el embarazo es muy importante que sean desarrollados hábitos saludables, para que éstos sean transmitidos al bebé. La salud bucal del bebé depende de las conductas de higiene y dieta adoptadas por la madre.

Después del nacimiento del bebé, la madre debe haber alcanzado una buena condición bucal, evitando la transmisión de bacterias causantes de caries y de enfermedad periodontal. Los cuidados generales como la alimentación traerán beneficios sobre su salud bucal. Para la embrazada, es de extrema importancia que la alimentación cubra las necesidades de su propio cuerpo y las del bebé en formación.

El embarazo no es una enfermedad por lo que la embarazada puede recibir el tratamiento dental en cualquier época del embarazo, pues el estrés del dolor es más perjudicial que la ansiedad durante el tratamiento. Las consultas odontológicas de la gestante deberán ser rápidas y de ser posible, por la mañana.

Durante el primer trimestre se suelen realizan sólo tratamientos de urgencia, ya que es durante el primer trimestre cuando se van a formar las estructuras principales, tales como el Sistema Nervioso Central con el cerebro, el corazón y el Sistema Vascular, etc…

El segundo trimestre es el más indicado, pues en esta fase la embarazada se encuentra en un periodo más estable y suele ser el momento ideal para realizar cualquier tratamiento dental, no existiendo ningún problema en utilizar anestesia local. El odontólogo administrara y prescribirá medicamentos que no afectarán al bebé.

embarazada-y-dentista

El examen radiográfico es un importante instrumento diagnóstico y de seguimiento de algunos tratamientos dentales. El haz de rayos radiográficos no va dirigido hacia el abdomen y la cantidad de radiación que se produce es pequeña, por lo que podrán realizarse radiografías dentales durante el embarazo siempre y cuando se ponga un delantal de plomo que cubra el abdomen de la embarazada y proteja al bebé.

En el último trimestre del embarazo puede resultar molesto para la futura madre el permanecer sentada en el sillón dental durante un período prolongado de tiempo y es por ello que se procura evitar la realización de tratamientos largos, aunque no existe inconveniente en practicar tratamientos dentales.

No está recomendado el uso de óxido nitroso durante el primer y tercer trimestres del embarazo ya que podría estimularse la musculatura uterina y favorecer la aparición de abortos espontáneos, durante el primer trimestre, y la aparición de contracciones con riesgo de parto prematuro, durante el tercero. Si existen antecedentes de partos prematuros debe evitarse el tratamiento dental durante los últimos meses.

Al terminar el tratamiento, la embarazada deberá ser colocada sentada o acostada de preferencia el lado izquierdo, descansando por algunos instantes antes de levantarse. Esto evitara malestar y posibles mareos al levantarse del sillón dental.

Es importante hacer visitas regulares al dentista, con mayor frecuencia que lo habitual, para diagnosticar precozmente cualquier problema dental y recibir orientación sobre la forma correcta de mantener una buena higiene bucal.

Algunos consejos para el cuidado dental durante el embarazo Aquí






Top
WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien